FEDERACIÓN DE ASOC. VECINALES AL-ZAHARA Asociaciones Córdoba Córdoba
FEDERACIÓN DE ASOC. VECINALES AL-ZAHARA Asociaciones Córdoba Córdoba
FEDERACIÓN DE ASOC. VECINALES AL-ZAHARA Asociaciones Córdoba Córdoba

JUAN ANDRÉS DE GRACIA. PRESIDENTE DEL CONSEJO DEL MOVIMIENTO CIUDADANO

Recién elegido en su nuevo cargo, atesora un extenso curriculum que le hace ser una de las personas que mejor conoce la vida política, económica y social de la ciudad

Juan Andrés de Gracia (Córdoba, 1962), maestro de profesión, es una de las personas que mejor conoce la vida política, económica y social de Córdoba. En su extenso curriculum destaca que a los 17 años se inició en el movimiento vecinal y que desde 2012 es miembro de la directiva de la Federación de Asociaciones Vecinales Al-Zahara; y también que fue concejal de la ciudad entre 1995 y 1999. Desde hace sólo unos días a ese bagaje hay que sumar que preside el Consejo del Movimiento Ciudadano, el mayor órgano de participación que tiene entre sus funciones principales las de debatir los planes de actuación, canalizar quejas y sugerencias, emitir informes, promover estudios y hacer propuestas en cualquier materia que afecte a la ciudad.

-Ha anunciado un mandato social, ¿eso en qué se traduce?

-Bueno, el mandato social viene derivado de mi trabajo en la Federación de Vecinos, donde hace ya cuatro años que ya dijimos que hacía falta cambiar las prioridades. Nuestra guerra fundamental en muchos barrios eran los temas urbanísticos, pero ahora han surgido nuevas necesidades sociales; por ejemplo, suministros energéticos, cuestiones de paro, de vivienda, de desigualdad. Necesitamos hacer debates sobre estas cuestiones y una de ellas es la situación nueva que estamos viviendo en el tema de las parcelaciones referente a la dotación de agua, porque el agua no es una cuestión urbanística, es una cuestión social.

-Parece que ahora con la modificación de la Ley Andaluza del Suelo (LOUA) va a ser más fácil dotar de servicios básicos a las parcelaciones, ¿o no?

-Esa modificación no va a abrir ninguna puerta especial. Es un avance, todos los avances son buenos y no niego que algunas casas se beneficiarán, pero no les va a resolver el problema a la gran cantidad de viviendas que hay en las zonas no legalizadas urbanísticamente. El agua es un derecho social y humano, y no puede estar en función o no de la legalidad del suelo donde vivas. La reflexión que voy a trasladar y que estamos trasladando es que al margen de la cuestión urbanística la gente necesita agua y agua potable. Es una obligación municipal suministrar agua potable a los domicilios. Si el Ayuntamiento tiene capacidad de cobrar a una vivienda el IBI o una tasa por el agua la reconoce como domicilio y a un domicilio tiene que buscar la fórmula de suministrarle agua potable.

-Usted ha participado activamente para resolver problemas como el de los veladores o el diseño del proyecto del Cercanías, podría llamársele el gran desatascador municipal

-(Risas). Bueno, si tengo alguna capacidad o virtud es que he aprendido a escuchar bastante y no tengo planteamientos previos, lo que me acerca a gente de distintas opiniones. Lo que intento siempre es que tengamos claro cual es el objetivo, si el objetivo es buscar lo mejor en un momento determinado, intento ser capaz de buscar eso que nos une. En el caso de veladores hemos escuchado, en el nombre de la Federación de Vecinos, a los empresarios, hemos entendido gran parte de lo que han dicho y hemos aceptado gran parte de sus propuestas. En el caso del cercanías, hemos escuchado las peticiones de unos y otros sectores; o sea, hemos escuchado las de Aucorsa, que era la máxima opositora al proyecto, y se han incluido unas garantías suficientes para que Aucorsa no sufra, porque es un transporte esencial para todos. Esa línea es la que he conseguido, por ejemplo, en el Consejo del Movimiento Ciudadano, que con gente muy diversa de distintas zonas se consiga un apoyo mayoritario, prácticamente unánime, y que ahora tengamos todo el aval y el consenso que se puede aglutinar. Pero para generar consenso hay que escuchar, si uno va con actitudes preconcebidas y no espera que el otro tenga nada que decirle, es imposible llegar al consenso. PARA LEER NOTICIA COMPLETA HACER CLICK AQUÍ. PUBLICADO F.J. CANTADOR EN EL DÍA DE CÓRDOBA EL 03/07/2016